viernes, 30 de diciembre de 2011

2011.

Adiós. Por fin, adiós. He deseado que te fueras, que no volvieras. También deseé morirme. Pero aquí estoy. Este año he aprendido como nunca, me he equivocado mucho, demasiado. Pero creo que ha merecido la pena
.
Empezó como empiezan todos. ''Este es mi año.'' Todos nos lo dijimos al menos una vez, en mi caso mil. Fue yendo bien, de hecho genial, conocía gente genial. Nos clasificamos para la final. Acabó el curso. Adiós antiguo colegio. Sabía que mi vida daría un giro, pero no así. Comenzó el verano e hice cosas de las que nunca me creí capaz. Fallé a mis princpios y me fallé a mi misma. Decepcioné mucho. No fue el verano que se quiere tener. Y luego llegó septiembre, me abrió los ojos a la realidad de la persona en la que me estaba convirtiendo, se me echó a la cara. Y me alegro. No fueron buenos meses. Era tiempo de principios y miradas vacías. De echar de menos. Poco a poco lo conseguí, volví, o eso me he hecho creer.
Tengo ganas de llorar, y no creo que sea de que eche de menos esos tiempos. Lo he pasado muy mal. Aprecié quién de verdad vale. Cómo son las personas. Me he descubierto a mi misma. No tengo intención de ser un ejemplo de superación ni nada por el estilo. Yo no sé que fue lo que pasó. Yo tampoco sé cómo he llegado hasta aquí. Pero he sobrevivido, éso es lo que cuenta.
Tengo nuevos propósitos para el año que viene, y son muchísimos. No sé por donde empezar, asique empezaré por parar y pensar.

martes, 27 de diciembre de 2011

Se negaron a olvidar en los tiempos de la amnesia obligatoria.

¿Sabes lo que pasa cuando todo acaba?

Nunca lo imaginas. Todo es perfecto. Es tal la felicidad que sientes que estás completamente seguro que nunca dejrás que se vaya. Nadie podrá separaros nunca. Te hablo de la historia de siempre. De que todo empieza y acaba. Y ya no hablo de que dejes de quererme y vayas con otro o con otra. Es porque las cosas cambian, el tiempo hace que las cosas cambien. No sólo cambiaré yo, cambiarás tú y las circunstancias. Sólo quedará el futuro que planeamos. Yo sigo segura de que en otra vida estaré contigo para siempre. ¿Sabes que vida es esa? La de nuestros sueños. O si el destino nos querrá dar una segunda oportunidad. Al final lo bonito es lo que soñaste. Lo que planeaste. Lo que quisiste hacer y no hiciste. Las promesas que no te dejaron cumplir y las cosas que nunca dijiste. Estas últimas no las sabrá nunca nadie. Porque tú lo tenías todo planeado. Nada iba a fallar ni a cambiar. Nunca.
Lo de perderte no estaba en mis planes.

viernes, 23 de diciembre de 2011

Si quieres cambiar el mundo,

Dices que sufres por los niños de África, por la falta de valores de lo más altos cargos. Que te duele la hipocresía y que tú no harías esas cosas. Crees que si te tocara la lotería darías la mitad a los pobres. De hecho, regañas cuando oyes a alguien insultar a otro pero pides por favor que te digan que eres mejor que la chica/el chico con el que se ha ido él/ella. Venga ya. Hablas de un mundo mejor, te imaginas que el mundo perfecto sería gente con los mismos valores que tú tienes. Pero si es verdad lo que dices y quieres un mundo mejor, empieza por la persona que ves cuando te miras al espejo. Que cambiar no es malo, siempre y cuando sepas cómo hacerlo y sea para bien. Adelante, sé como quieres que sean todos. Y no te quedes como un cobarde protestando por lo bajo. Si de verdad lo quisieras moverías gente y ése cambio ya estaría en marcha. Puede que nadie quiera un mundo mejor, puede que incluso yo tampoco.

~Para empezar el cambio estoy empezando con la chica que aparece en el espejo.~

sábado, 17 de diciembre de 2011

Aunque nada puedas decir, me quieres a veces.

Algún día acabará. Dentro de 5 años seguramente no recuerde ni vuestros nombres ni el nombre del sitio donde escribo. Que me reiré de lo que pasó y me dará igual. La vida es así, y no la culpo. Pero tengo vértigo. Porque sé que algún día todo irá mal, que todo acabará y no quedará nada. Por culpa tuya o por culpa mía, ya lo sabremos, no te preocupes. Pero que no hay principio si se ve el final, asique tenemos fecha de caducidad. En este caso te podría decir que no vale la pena nada, que todo acabará algún día. Pero eso es algo aplicable para todo, para que hacer algo si no significará nada. Pero mirándolo de otra forma... ya que tenemos los días contados, vamos a aprovecharlos. Para no llorar después, sino sonreír y pensar: ''Qué bueno fue''.

Nos vino a visitar la cruda realidad, y tú sin llamar.

jueves, 8 de diciembre de 2011

Un disparo de palabras.

A decir verdad palabras hasta me sobran. Me salen mil y una frases que no encajan unas con las otras y que nadie entendería si leyera de seguido. Puede que no sea quién para decir que no sé como explicarlo porque sé qué es lo que diría. Lo puedo contar pero no explicar. Normalmente sin pensar escribo y eso es lo que siento. Ahora me pongo delante del teclado y me quedo en blanco. Eso quiere decir que o no siento nada, o siento demasiado. Y la primera opción nunca ha ido conmigo. Así que me rindo; es hora de reconocer que necesitamos palabras nuevas, que las que tenemos no llegan.
Si dices las palabras en voz alta, puede que nunca desaparezcan, pero en verdad, ¿qué son las palabras si no dan significado a lo que queremos decir? Es entonces cuando las palabras pierden todo valor.

sábado, 3 de diciembre de 2011

Muchas veces me pregunto cómo he llegado hasta aquí.

Que qué rápido pasó el tiempo, y que todo pasó como sin quererlo pero queriéndolo. Que no me acuerdo de como hice las cosas para llegar a hoy. Que de repente han pasado 5 años, pienso que aquello que se me hacía interminable no debió ser para tanto porque de repente ha pasado mucho tiempo. Que todo el dolor se fue. Que poco a poco se arregló todo. Que he cambiado y has cambiado. Que todo lo que me gustaba dejó de gustarme y que aunque me dijeron que nunca cambiara cambié, pero no creo que eso sea algo malo. No creo que puedas ni debas ser siempre igual. Que al final todo merece la pena. Que al final no te das cuenta de como has llegado a donde estás hoy, y eso no hace otra cosa que convertirlo en algo aún más genial.

sábado, 26 de noviembre de 2011

Eh, oye.

¿Sabías que eres especial? Que no hay más como tú, sí, exacto. Eres perfecto, imperfectamente perfecto. Y lo más seguro es que no todo te vaya bien, que te esfuerces y no te salga, y que la chica que te guste no es la adecuada. Pero sigues siendo diferente al resto. Escucha, que todos seamos diferentes no nos hace iguales. Me quiero referir a que tú, por ti solo sin depender de nadie vales mucho. Y por eso gustas al resto. Si quisieras lo tendrías todo, pero te autoconvences de que no vales más que lo que opina la gente. Que eres la sombra de lo que pudiste ser. Pero no es así. Tengo una idea. Te reto. A ser mañana más que ayer. A valer más de lo que la gente puede tener. A rodearte de gente tan perfecta como tú. A convertirse en ese tipo de persona que todos quieren y pocos merecen.

Y hasta deseas que regrese todo lo malo.

Es como gritar pero sin que nadie te oiga.
Casi te sientes avergonzada de que alguien sea tan importante,
de que sin esa persona te sientes como si no fueras nada.
Nadie podrá entender cuanto te duele.
Te sientes sin esperanza, como si nada pudiera salvarte
Y cuando todo termina y él ya se ha ido hasta deseas que regrese todo lo malo
para que al menos tambien puedas tener lo bueno de vuelta.

viernes, 25 de noviembre de 2011

¿estamos cerca del abismo?

¿Todo lo que hacemos nos indica hacia donde vamos, a donde nos dirigimos?
No sé por qué me sigo sorprendiendo de como llega la gente a ser, es como si me olvidara de todo lo que he aprendido. Aunque no tengo de qué preocuparme, todos acabamos valiendo más de lo que demostramos y de lo que decimos. Porque a veces las palabras no llegan hasta el fondo de lo que queremos decir. Debes saber que la gente que te pone la zancadilla mientras pretende distraerte con su falsa sonrisa son los que te ponen a prueba. No tengas miedo a caerte, aprende a saber rodearte. Aprende a identificas quién vale y quien no. Y si te parece bien lo que soy y lo que digo, quédate conmigo. Y si no, sólo espero que no cometas los errores que cometí yo, que mira lo que me han costado.

sábado, 19 de noviembre de 2011

 - Words cannot tell how much i love you.
 - So forget it.
I think I really like who i'm becoming.

Y en serio creo que las cosas no van mal.

Hicieron una línea en el suelo. Y cada uno eligio su parte. Fueron lanzando piedras y lo que era una simple línea se convirtió en un muro que separaba aún más sus tontas diferencias. Así somos. Y aquí estamos, echando piedra tras piedra cada día, creyendo que solo una piedra no hace muro. Y lo que fue un insignificante error se convirtio en un gran abismo. No hay nada que hacer ya, son demasiadas piedras como para quitarlas una a una. Puede que cuando llegues al otro lado allí no haya caos, como en ti. Puede que allí hayan aprendido a vivir sin ti y es algo que tienes que asumir porque fuiste tú quien tiró la primera piedra. Es entonces cuando te arrepientes. Es entonces cuando quieres retroceder. Es entonces cuando piensas que podías haber hecho todo bien desde el principio, pero cuando sabes el final, es fácil hallar el camino. Y esque tu nunca te imaginaste esto así. Un campo de minas. Puede que el paso que des te vuele los pies quien sabe, y aun asi te mueres de ganas por cruzar. Adelante, cruza, si no mueres en el camino moriras pensando qué hubiera pasado, y yo sé que esta segunda opcion es mucho peor que la anterior.Sé lo que te apetece, lo que se quiere hacer cuando todo va mal: huir. Pero... ¿A dónde correrías? Hacia donde sabes que todo irá bien pase lo que pase. ¿Sabes ya que sitio es ese? Yo no.

domingo, 13 de noviembre de 2011

¿Cambiaste el papel secundario de una guerra por el protagonista en una jaula?

Hay personas que cambian a lo largo de la vida y personas que cambian tu vida. Probablemente buscando donde siempre encuentres lo mismo de siempre. Se vive empeñado en que nadie te cambie, y te enfadas si alguien cambia. Te crees autosuficiente hasta el punto de no dejar que nadie te cambie. Cualquier opinión que no sea tuya no es válida, porque no es tuya. Me pregunto si nos podríamos cerrar más. En serio es bueno ser el mismo de siempre, si siempre has sido bueno. Pero a veces, es malo estar igual que siempre. Atrévete a conocer a las personas. Hasta el final. Si te das cuenta, cuando conoces a alguien bien o te quedas con ella durante mucho tiempo, o no la quieres en tu vida. La segunda opción casi nunca ocurre, porque apenas conocemos tanto a las personas. Aún así, vivo empeñada en que cada persona es única, y eso es malo. Quiere decir que no hay dos como tú. Quiere decir que el día que te vayas o cambies, que para el caso es lo mismo, no volverá a haber nadie como tú. O como el amigo que tienes. O como el chico que te encanta. No quiero decir que no haya que cambiar, todo cambio es bienvenido siempre y cuando sea para bien, y sigas siendo único.

martes, 8 de noviembre de 2011

Porque realmente nos importa.

''¿Es raro no crees? Te empiezas a comer la cabeza quizá por la menor por tontería pero a nosotros se nos hace un mundo. Y sabes por qué es? Porque realmente nos importa.''

lunes, 7 de noviembre de 2011

Está lloviendo.

Saco palabras del alma, y me las vuelvo a comer.
 Luchando cada palabra y tú como quien oye llover.
Y ya llovió desde entonces y ya me he olvidado de ti,
 tan solo se me cuela tu nombre cuando el cielo está gris.

viernes, 4 de noviembre de 2011

sábado, 29 de octubre de 2011

Dí que no olvidarás.

Tengo muchos miedos. Pero hay dos mucho más grandes que el resto: Miedo al fracaso y al olvido. El fracaso es lo que viene después de hacer las cosas mal, y reconozco que este miedo no vino hace demasiado. Pero el peor de todos es el miedo al olvido. Por gracia o por desgracia, recuerdo casi todo. De hecho, mis recuerdos son como darle al replay, puede que recuerde hasta que sonreí cuando te abracé por primera vez, incluso lo que sentí. La sonrisa tonta que se te quedaba en la cara, el brillo de tus ojos, y el sonido de tu risa. Fue maravilloso. Pero la gente se empeña en olvidar. Y no sé si envidiarles. Yo tengo presente mi pasado para poder seguir al futuro. Ellos caminan sin puntos de referencias. O eso pretenden fingir. Olvidan buenos y malos momentos, los malos porque son malos y los buenos porque les entristecen. Es cierto, es muy triste recordar algo feliz que no volverás a vivir, vivirás mucho mejores. Pero no, mejor olvidarnos, no pasan página; empiezan otro libro y el anterior arde, y en el humo desaparece mi sonrisa. Yo no quiero que me recuerdes siempre y que me hables cada vez que te acuerdes de mi. Yo quiero que me recuerdes aunque sea una vez al año y pienses: ''Qué bien lo pasabamos. ¿Cómo estará?'' Como hago yo una vez a la semana. Tú me conocías, sabes que muy en el fondo sigo estando. Para las buenas y para las malas. Los sentimientos que creabas en mi eran algo digno de recordar e imposible de olvidar. No he olvidado nada. Los recuerdos se pierden en el tiempo, y lo que le entregas al tiempo le pertenece para siempre. Y el tiempo tendrá todos los recuerdos del mundo, hasta algún otro en el que aparezca yo riendo o llorando, menos los míos. Los míos siguen y seguirán en mi cabeza. Si esto te importa, no tienes nada de lo que preocuparte.

Tengo miedo al fracaso, al olvido... y a no verte nunca más.

viernes, 14 de octubre de 2011

Gracias.

Me acuerdo del día que la conocí. Estaba ya oscuro, otoño de hace un año. Apenas había hablado con ella, pero me cayó muy bien. Y Dios sabe por qué razón la seguí viendo, y la simpatía que sentía por ella se transformaba en risas cada tarde que la veía. Y poco a poco, como todo en esta vida, se fue convirtiendo en algo más y más grande en mi vida. Reíamos por todo y llorábamos por todo... juntas. Quiero creer que nada de eso ha quedado atrás, porque es duro no poder, cuando la veo, abrazarla, preguntarle simplemente qué tal le va, o ver cómo se desdibuja la sonrisa de su cara cuando nuestras miradas se cruzan. No quiero perder nunca más. No me gusta. Pero estoy empezando de 0. Qué remedio cuando empiezas en un sitio nuevo, pero me ayuda mucho. Porque todo lo que voy consiguiendo lo hago con mi esfuerzo día a día. Partiendo de lo que parezco hasta demostrar lo que soy. Y cuando llego a casa después de entrenar teniendo que pasar por las duras miradas de las personas a las que fallé, leo un texto que habla de mi, de que puedo cambiar. Es ella, volviendo. Volviendo cuando más la necesito. Me dan ganas de llorar, y creo que de alegría. Porque la he echado mucho de menos. Tú no sabes lo que es perderte, porque nadie querría, nadie querría excepto yo. He despertado, he vuelto. Y no quiero que confíes ciegamente en mi, quiero que me dejes demostrarlo, poco a poco, como empezamos, ¿te acuerdas?




 

domingo, 9 de octubre de 2011

Querida Sonia,

te contaré una historia. Era una reina, la reina de los principios. A la que todos querían y defendían porque había demostrado muchas veces que ella sí que valía la pena, que con ella sí que se podía contar. Pero un día, la oscuridad inundó el reino.   Las sonrisas se fueron de las caras y los niños manchados de negro levantaban sus manos al cielo pidiendo que todo volviera a ser como antes. Todo de volvió turbio. No se distinguía el mal del bien. Los principios y valores se perdieron entre el humo que iba rompiendo su bonito castillo.
 Y aún así, mientras el castillo dejaba de ser rosa para volverse gris, algunos locos seguían diciendo que el castillo y su reina seguían valiendo lo mismo aunque todo pareciera ennegrecerse. Fue como una maldición. Y la reina, ya maldita por el conjuro seguía prometiendo que ella era la misma, pero fue una mentira que se le echó a la cara. Paradójico ya que siempre todo fue perfecto. Otro siempre que se queda en nada, como no. Y los aldeanos se iban del castillo, ya no tenían protección ya que su reina más que reina era bruja. Y antes de quemarla en la hoguera ella pidió una última oportunidad, porque, convencida de que se acordaba de quién era aunque vistiera de negro y volara en escoba, sabía que podría volver. Y la encerraron en la más alta habitación de la más alta torre y desde allí volvería y saldría de la torre con su vestido rosa y dorado a su reino verde y meravilloso,y los aldeanos volverían porque los bosque volvían a crecer cada vez más altos y verdes. Pero la bruja sigue encerrada en la más alta habitación de la más alta torre, no espera príncipes, se espera a sí misma. Porque sí es verdad que hubo luz dentro de ella brillaría, porque la luz, porque mu tenue que sea, brilla en la más absoluta oscuridad, que era donde se encontraba ella.

 Y en este cuento no hay malos ni buenos, príncipes azules ni sapos. Sólo lo que fue de una reina a la que la vida cambió, y volverá más, y mejor.

Después de disimular~

Te dejaste media vida en mi recuerdo, te llevaste lo que te pertenecía y lo que yo te quise dar. Me quitaste lo que más quise. Me arruinaste la semana, me quedé sin ilusión. Me quisiste y me olvidaste, me cambiaste por alguien mejor. Nos perdimos el respeto. Y qué fácil es decir adiós. Y qué difícil pedir perdón. Y cuanto me gustaria empezar de 0. En mi pantalla ya puso: ''Game Over.''. Pero no me deja seguir jugando. Recordando lo que he sido pienso que aún debajo de toda la mierda estoy. Pero qué fácil es fingir una sonrisa y que difícil llorar en público. Que fácil acusar y qué dificil tragarse el orgullo. No tengo referencias de comportamiento ni nadie en quien fijarme, así me va. Pero ahora sí, ni un sólo lamento. Nada de esperar la luz. Nada de rendirse, hora de levantarse y coger el toro por los cuernos. De ir y decirle a mi vida: ''no soy tan débil''. Hora de dirigir mi vida. De ser realista y pedir lo imposible. De vivir mi vida como yo quiero que sea. Es hora de tomar yo las decisiones. De que 1 + 1 dará lo que a mi me apetezca.

~me partí por la mitad.

Pero a ver que no que no que yo te quiero.

Lo que siento no puede verse desde allí. Más mis palabras de aquella forma interpretadas. Que se esconde siempre lo que no dices para hacerse de rogar. El descenso ha sido duro, de lo más alto a los subsuelos. Bien, solo cabe mejorar. Porque no hay nada en absoluto que vaya bien. No, ni una sola cosa. Toca borrón y cuenta nueva. Y como todo principio es duro. Aunque algo tengo claro, hay que luchar, hay que trabajar. Los imposibles sí que existen, y estoy hablando de cosas que no pasarán nunca. Y es hora de hacerse a la idea. Es hora de ser realistas. La vida te da lo que le pides, y si no le pides nada te quita lo que tienes. No voy a hablar de principios porque yo he perdido los míos en algún bar. Sólo dime por qué no me dijiste que estaba cayéndome en el abismo. No es justo. No sé que hago aquí. Estoy muy perdida. Y tampoco sé cómo salir de aquí. Está realmente oscuro. Es horrible. Lo único que tengo es lo que he conseguido. Y no estoy orgullosa. Pero ¿cuál es mi excusa si me he vuelto a tropezar? Sólo sé que no sé nada. De todas formas, esto no se para aquí. Seguimos sobre el escenario y el show debe continuar. Que suba el telón y 3, 2, 1,...
Que la fiesta empiece ya.

Atte: La que es lo que nunca quiso ser.

jueves, 6 de octubre de 2011

Yo tampoco confiaría en mi.

~

Debo tener serrín en la cabeza.

El ser humano es el único ser que tropieza dos veces con la misma piedra. Pero yo me prometí que no volvería a ocurrir cuando tropecé por primera vez. Y aquí estoy, como un pez dando vueltas en su pecera, olvidando lo que aprende por cada vuelta que da. ¿Pero qué está pasando? Joder, que yo nunca he sido así, que yo siempre estuve al otro lado. Parece que hiero a quien más quiero. Sonia, aprende. Piedra, piedra, piedra. Dios mío. Vale, ya sé. Voy a parar, parar un segundo a pensar sobre qué pasa conmigo. ¿Por qué hago todo esto? Y encima llueve sobre mojado. No, serrín no es, ni eso. Hay hueco vacío, probablemente me hables y suene eco. Estoy perdidísima. Creo que he olvidado lo que significa la amistad. O he olvidado todos mis valores y principios, esos que tardé tanto en escribir. Estoy en la mierda, así, tal cual. No quiero seguir por este camino. Quiero dejar de equivocarme, ¿Cómo lo haceis vosotros? Se acabó. Ya está. Ya que no tengo nada dentro de mi cabeza puedo empezar de 0.
·Nº1. Primero los demás y después tú. ·Nº2. No hieras a quien te quiere. ·Nº3. Las palabras no valen nada. Demuéstralas.

Parece que me dedico a perder a la gente. No sé quien será el siguiente, no habrá siguiente. Es hora de ponerse a trabajar y a luchar, y en todos los aspectos.

sábado, 24 de septiembre de 2011

Estoy ocupada intentando hacerme más fuerte.

Cada día es igual. Parece que no pero duele. Pretendo ignorarlo pero está. Y quiero olvidarlo pero lo recuerdo. No hay día que no piense que no dejo de hacer las cosas mal. Creo que lo siguiente que haré será equivocarme otra vez mas, para variar. Vivo pensando que podría haber hecho las cosas bien, que podría tenerlo todo. Pero mea culpa. No sé, dejé de ser yo. Y verte indiferente cada día creo que sin darme cuenta me hace más daño y me está matando por dentro. Quiero estabilidad, normalidad. Quiero despertarme pensando, en vez de en ti, en que me espera un gran día. Pero después de todo sigo adelante, debería ser más fuerte. No hay mal que por bien no venga, pero después de este mal no vino ningún bien. Creo que seguimos siendo una. Creo que debería superarlo, creo que debería ser muchísimo más fuerte de lo que me creo. Porque NO soy fuerte, aunque me diga todos los días: ''Estaré bien.'' Y creo creermelo, pero no es así.

sábado, 17 de septiembre de 2011

Yo era feliz.

Nunca tuvimos que fingir ni una sola sonrisa en ninguna de las fotos. Porque estar contigo era mi felicidad. Porque era mirarte y verme a mi en ti. Porque yo fui tú, y tú eras yo. Y ahora tú has dejado de ser yo, pero yo sigo siendo tú. Yo, haciendome deño para variar, pienso en si alguna vez piensas en esto, en si ves las fotos. En si de verdad piensas que todo fue una mentira. Porque no lo fue. No entiendo. Un error que me ha salido muy caro, demasiado caro. Y ahora nada parece la mitad de bueno como cuando estabas tú. No río. No como contigo. Contigo como con nadie. No, no crecimos juntas, pero yo habría jurado que teníamos la misma sangre. Tanta coincidencia no podía ser posible, eras mi otra mitad. Los mismos ojos, la misma sonrisa y la misma mentalidad. Dijimos siempre, para variar otro de esos siempres que se pierden en el aire y en el tiempo. Y para variar, el tiempo fue relativo. Nuestro futuro era brillante, parecía que siempre estaríamos juntas, sobrepasando barreras una y otra vez. Pero también para variar, las apariencias engañan. Como si hubiera despertado de un gran sueño. Añorar no es bueno y he aquí las pruebas. No va nada bien. No sin ti.

Rompimos un cristal en la pelea, y la única forma de acercarnos es
pisando los trocitos en el suelo, y estamos descalzos.

Eres la metralla que me mata por dentro.

martes, 13 de septiembre de 2011

No hay rey, ni ley.


Nadie nos enseñó cómo vivir, cómo actuar ante toda ocasión. Hay gente con suerte y gente que no cree en ella. Estamos destinados a tener que elegir cada paso que damos en un camino que no hemos elegido. Como un pez en una bolsa de agua agujereada. Pretenden que olvidemos en qué estamos encerrados, sólo porque a través de la bolsa podemos ver qué hay más allá, fruto de un engaño continuo. Un engaño en el que hemos nacido. No conocemos mas que lo que tocamos. Porque desconfiamos hasta de nuestra sombra, pero viendo el mundo en el que vivimos lo que me extrañaría es que no fuera así. Y mientras nosotros nos empeñamos en tapar los agujeros que condicionan nuestra vida, los demás insisten en vendernos fórmulas mágicas que harán de nuestras vidas felices y dichosas. Algo parecido a las dietas milagrosas, te ayuda por fuera y te mata por dentro. Así somos, así hemos nacido. ¿Cruel, horrible? Quién sabe, yo prefiero pensar que somos más de lo que los ojos ven, más de lo que incluso soñamos que pordríamos ser. Somos personas, esclavos del ''don'' de soñar aun sabiendo que no se cumplirán la mitad de ellos. Pero también somos masoquistas, porque nos tropezamos, una y otra vez, los que nos quieren nos dicen: no lo hagas. Y nosotros ciegos por amor, la gran excusa a todo, ahí estamos, sufriendo y perdiendo una vez tras otra. Y no insistas, no eres diferente. Pero bueno, puedes intentarlo, pero te advierto que son muchos los que luchan por la gloria y el reconocimiento, con acciones vacias de todo valor. De repente te encuentras en situaciones en las que ni en tus peores pesadillas estarías, pero así es la vida, como una montaña rusa. Arriba y abajo, porque cuando parece que subirás y subirás eternamente, hay un looping que te revuelve la vida. Yo ahora mismo me encuentro ahí. Y estoy más que perdida, buscando esparadrapos para tapar agujeros en mi bolsa de plástico, cada vez más vacía, aun sabiendo que esos agujeros estarán ahí siempre.

lunes, 12 de septiembre de 2011

Espera un segundo aquí.

¿Qué es lo que está pasando? Es hora de parar, pensar. Vale, se me va todo de las manos. Cada cosa que hago hace año a alguien. Me encuentro en el momento que soñé algún día, pero no es como pensaba. No sé qué me está pasando. Parece que todo lo que yo vaya a hacer tiene muy malas consecuencias. Y yo no sé, no me encuentro. No entiendo nada, pero esque si no me entiendo yo no sé cómo pretendo entender a los demás. Me siento perdida y sé que en un tiempo me arrepentiré de este momento en mi vida, pero la vida son etapas y creo que me ha tocado la de equivocarme. Pero aquí estoy yo, una vez más empeñandome en cambiar el curso de las cosas.

lunes, 5 de septiembre de 2011

Como dijo una gran persona:

``Hay personas que es mejor olvidar, cosas que es preferible no saber y momentos que es mejor no recordar....
Es triste poner punto y final a los momentos que vas viviendo, pero si no lo haces, eso siempre estara ahi, y jamas conseguiras tener nuevas historias que sean mejores aun, por muy dificil que parezca. Porque los recuerdos siempre estaran pero hay veces que es mejor dejarlos a un lado para poder seguir adelante.
Pasa el tiempo y cada dia te das cuenta de que poco a poco las cosas van cambiando y no siempre son como esperabas y muchas personas te sorprenden, tanto para lo bueno, como para lo malo, en el momento que lo piensas, no te quieres dar cuenta de como es la situacion realmente, pero el tiempo sigue pasando y al final vas a asumiendo que las cosas no son como esperabas y que las personas que considerabas de confianza ya no lo son.´´
 - RCM -

viernes, 2 de septiembre de 2011

Todo ocurre por algo.

¿Cuál es tu destino? ¿y tiene algo que ver con el mío? ¿Nos une el mero hecho de que tú, desconocido, leas esto? No estoy muy segura del punto de conexión de nuestras acciones. Puede que no estemos en la misma frecuencia, o que el tiempo nos separe ahora para que nos encontremos un par de años más adelante y hayamos olvidado todo lo que nos separó. Pero aunque ya no haya heridas, siempre hay cicatrices, de ese tipo que solo duele cuando las miras.

 Supongo que no sé nada. Pero creo que todo pasa por algo, que se acaba una etapa para empezar otra, y como siempre que se empieza, es desde cero y sí, con miedo. Pues yo tengo miedo, miedo a perder más de lo que gano. No sé que es lo que viene ahora, pero sé que no es mi terreno. Aunque hace tiempo ando un poco perdida al respecto de eso de mi dirección, creen que ando perdida porque no soy una tonta más que sigue al líder de turno. Supongo que es ese mi problema, pero tampoco quiero solucionarlo. Supongo que lo único que quiero es que las cosas se normalicen un poco. Aunque tiendo a pedir demasiadas cosas, no me lo tengas en cuenta, no deseo ni la mitad. Me contento con muy poco y no sé si es virtud o defecto asique dímelo tú. Y une por un minuto tu destino al mío. Y si te gusta, quédate, que no espero a nadie.

martes, 30 de agosto de 2011

Se busca a alguien que lo haya visto desde fuera.

Siempre es igual, cada uno tiene su punto de vista y el suficiente orgullo como para no dar su brazo a torcer. En realidad somos dos caras de una misma moneda, de una misma verdad o de una misma mentira. Destinadas a estar juntas pero nunca verse las caras. Y siempre estarán los que digan cara y los que digan cruz, porque aún no se ha dado el caso de que nadie diga que le gusta el canto. También habrá siempre el que haya acertado al elegir su bando. Pero de esto como de la 3ª GM. Pero si esto es una batalla, yo me rindo desde ya, aviso de antemano. En caso de pelear, que sea un duelo, cosa de dos. Los demás deberían mantenerse al margen, aunque eso es cuestión de opiniones, tenemos formas distintas de ver las cosas y eso no será la 3ªGM, si no la Guerra Inacabada e Ininterrumpida: GII.

¿Personalidad o aspecto?

¿No es acaso la personalidad lo importante? El cuerpo es tan fácil de cambiar... un buen peinado, un poco de maquillaje, unos kilitos menos (o más)... A lo largo de los años ya nos daremos cuenta, o eso dicen, pero mientras tanto aquí estamos, trantando con cosas que nos vienen aún muy grandes. Pero fuimos nosotros los que elegimos crecer antes de tiempo.

Se nos olvida eso de vivir.

Sólo respiramos, vivimos ciegos por nuestros problemas y los demás parecen hablar tan alto que ni oimos lo que pensamos. DESPIERTA.

Un cuaderno de entradas.

Tengo un ''cuaderno de entradas''. Cuando no tengo internet o cuando ni siquiera publicaba estas cosas las escribía en un cuaderno que ahí está, guardando una y otra vez todos y cada uno de mis secretos, para desvelarlos a quien un día decida abrirlo. Y me encanta leer el principio, porque veo todo lo que he cambiado, puede que escribiera 5 caras sobre que me habían dicho que el chico que me gustaba había hablado bien de mí. Ahora hablo de más cosas y sobre todo, de diferente forma. Y me alegro de haber cambiado mi forma de pensar, supongo que en mi cuaderno se ve mi evolución. Cada suceso que escribo me va cambiando, me va madurando. Para poco a poco llegar al punto en el que estoy hoy, aunque sé que en 5 años si me acuerdo de que tuve blog, pensaré que fui medio tonta.
 Asique yo no te puedo decir: ''Soy la misma!'' como mucho te diré ''Sigo sintiendo lo mismo'' o ''No lo he olvidado''. Porque olvidar, lo que es olvidar.. no es uno de mis fuertes.

sábado, 20 de agosto de 2011

De lo que dicen por ahí.

Hay gente que huye y gente que lucha. Hay gente que ríe y gente que llora. Hay gente que vive y gente que muere. Hay gente que triunfa y gente que pierde. Hay gente que ladra y gente que muerde. Hay gente que quiere pero no puede y gente que puede pero no quiere. Nunca nadie dijo que la vida fuera justa, ni que todo fuera a salir bien. Pero hay algo que está claro: no vivimos solos. Nosotros elegimos a quien querer y a quien odiar. Aunque a veces lo primero tampoco es tan fácil de elegir. También elegimos a quien seguir y a quien fallar. Y todo lo que elegimos lo pensamos mínimamente antes y lo hacemos por una serie de razones en ese mismo momento. Pero también hay quien dice que no se piensa bien en caliente. Eso sí, somos nosotros y sólo nosotros los que elegimos qué hacer en cada momento con sus consecuencias aunque no tengas muy claras cuáles son. Dicen que mejor perdón que permiso, pero a veces no hay ocasión de dar explicaciones.
Todas esas personas a las que le sale siempre todo bien... ¿dónde compraron el manual? Porque no me vendría mal uno. Quiero uno para mi cumpleaños, apuntáoslo.

jueves, 18 de agosto de 2011

domingo, 7 de agosto de 2011

Somos absolutamente prescindibles.

Por gracia o por desgracia lo que hagamos o dejemos de hacer forma parte de una gran lista cosas que no van a alterar el ritmo de la humanidad. Lo que nos hace prescindibles. Si desaparecieras ahora mismo quizá alguien te echaría de menos, pero supongo que igual que cuando se muere alguien, a los 3 meses apenas lo recuerdas. Y si no hubieras exixtido probablemente no pasara nada. Ojalá supiera para qué vivimos. ¿Es para aplaudir a los que hagan algo importante, o simplemente para hacer bulto? Éstas cosas me dan dolor de cabeza-

¿de qué sirve?

La cosa es que hayas soñado con ese momento, que hayas tenido que currártelo, que sientas ése cosquilleo. Que el tocar sus labios te den razones por las que vivir. La cosa es que no necesites nada más. ¿Dónde está la gracia de divertirse una noche? ¿Cuál es la razón? ¿Sentirte mal al día siguiente? A mí me pasa, no estoy hecha para ese negocio, lo siento. Sólo me hace sentirme como algo sin valor, como una más. Y no sabes cuánto lo odio. No hay sentimientos, no hay amor joder. Hay gente a la que le gusta llevar la cuenta y no lo entiendo. Para saber por cuántas veces tiene que multiplicar que no signifique nada para nadie. Yo no quiero llevar la cuenta, quiero saber las veces que se me ha hecho el corazón un puño, las veces que me hen alegrado el peor de mis días, y las veces que me han querido, no usado.

lunes, 1 de agosto de 2011

Sombras around me.

Primero dale al play: http://www.youtube.com/watch?v=-UeOK4eT0aI

Esta noche estaba exactamente donde estuve hace un año contigo. En la estación de autobuses, de vuelta para Madrid. Y pensaba: hace un año, había otra persona, a la que veía a pesar de la oscuridad a través de la amplia ventana del autobus que deseaba con todas sus fuerzas que no me fuera aunque supiera que me vería al día siguiente en otro lugar. Pero este año no había nadie esperandome, y para más inri, suena esa canción de fondo: ''Ha pasado tanto tiempo desde el último verano que ya casi no recuerdo que te había olvidado.'' Como si me hubieran leido la mente oye. La diferencia en 365 es que antes sonreía todo el viaje de vuelta y ahora.. ahora no sé lo que siento, ni siquiera sé si siento algo por alguien. No hay nadie que me conteste a mis preguntas ni nada qu eparezca ir demasiado bien. Me he sentido tan insignificante... a nadie le importa si voy o vengo, si estoy o falto. Es como si yo no perteneciera aquí.

 Desde el autobús, podía ver sólo oscuros árboles y negrura y me preguntaba qué era lo que estaba viendo: si el paisaje de Madrid a las 11 de la noche o mi corazoncito. Pero no os creais que me he derrumbado (bueno, un rato sí) Luego he pensado, es hora de enmendar mi vida, de darle sentido. Es hora de que todo vaya bien. Es hora de mil líos de una noche o uno para siempre. Tú me dirás-

viernes, 29 de julio de 2011

Ésta es la definitiva.

¿Cuántas veces más pensabas engañarme? Porque se han acabado tus planes, me he hartado de creer que la gente puede cambiar, también de dar oportunidades. No creo que me sobre el tiempo como para regalarlo y menos en alguien que me cambiará y me tirará como un juguete roto para después buscarme en la basura cuando se dé cuenta de que no hay nada major que los juguetes antiguos. Yo pensaba seguirte ayudando cuando tiraras de mi cuerda, pero soy capaz de cortarme la cuerda con tal de que no vuelvas. No va a haber próxima así que: Si te has ido, no vuelvas. No te lo repetiré, me alegro de no volver a verte. Me alegro de que no vuelvas destrozar mi vida. Gracias... por irte.

Me siento llena: llena de vacío.

http://www.youtube.com/watch?v=LanCLS_hIo4&feature=autoplay&list=WL7A245D712EA4C259&index=3&playnext=2

En realidad no, miento y exagero para variar. Me siento bien. ¿Qué más necesito? Es genial, sentirse así: libre. Poder estar tranquilamente con y cuando quieras. Pero a veces a todos nos gustaría que alguien nos estuviera esperando, que murieran por oir nuestra voz o que lo dieran todo por ayudarnos. Parece que no, pero tenemos amigos y aunque no de esta forma tan intensa también nos quieren. Al final, los amigos acaban siendo como la familia, y gracias a Dios, porque al final la familia es lo único que queda. 

jueves, 2 de junio de 2011

Estoy bastante regular.

Dime por qué. Por qué actúas como si tuvieras 7 años, por qué parece que te importo, porque me tratas así, por qué no fuiste claro desde el principio, por qué antepones tu orgullo, por qué te has ido con otra si se supone que te gustaba, por qué no aproveché cuando te tenía, por qué tú, por qué me importa todo esto, por qué nunca he querido admitir esto, por qué te quiero matar, por qué sólo fue una noche, ¿por qué?
¿Tan mala soy para ti? ¿Tanto te cuesta admitirlo? ¿Porque se he torcido todo cuando parecía que iba bien? ¿Por qué estoy escribiendo esto si no me importa...? NO, QUE NO ME IMPORTA.
Dicen que he perdido mi oportunidad contigo... yo creo que nunca la tuve.
¡¿Por qué tú?! ¿Esque no había ninguno peor?

martes, 24 de mayo de 2011

Fairy tales.

De todo lo que parece sacado de cuentos de hadas, me quedo con el final feliz. El de que el malo se va para siempre y los buenos viven juntos y felices hasta el fin. No existen siempres, pero existen momentos que si que parecen de cuento. Yo no quiero que mi vida sea un cuento, porque más de la mitad de la película la pasan sufriendo, aunque luego al final merezca la pena. Yo quiero los típicos meses de fantasía con un nombre seguido de un corazón. No quiero mil y una noches. Quiero mil... dos. Pienso que lo que más valor tiene es una mirada de complicidad, porque yo mataría por una de esas. No veas lo difícil que es conseguirlas. Pero no quiero en mi vida tampoco tener que fingir una sonrisa, prefiero que me llamen borde a.. ¿cómo lo llaman? persona sociable? Sí hombre, les falta el falsa de apellido a lo que parece un halago.No voy a fingir que me ha hecho gracia lo que has dicho, pero sí sí que me hace, me tiraré al suelo de la risa. Y no es complicado. Soy de las de los pequeños detalles. Que luego son los que marcan la diferencia, y procuro no darle demasiada importancia a las cosas, si tiene que pasar, pasará. Pero no me sale muy bien. De momento.. no me quejo.

lunes, 23 de mayo de 2011

No.

¿Sabes? Esto no debería importarme. No debería darle tantas vueltas. Pero realmente le echo de menos, echo de menos ese momento: echo de menos su mano en la mía, sus bromas, sus pies helados, su risa y su estúpida forma de mirarme. Pero no debería echarle de menos, no. Pero esque esa noche fue perfecta, y aunque ha pasado tiempo y las cosas vayan de mal en peor sé que aunque no tantos piensa un poquito en mí, al menos cuando se va a dormir. Quiero sus caricias al menos otra noche más. Te quiero, pero el problema esque aun no lo he querido admitir, pero lo haré. Y todo esto llegará a algún sitio, me lo prometo.


Nunca pensé que un ''tengo frío'' podría llegar a esto.

viernes, 20 de mayo de 2011

Ya no estás en mi lista de prioridades.

A pesar de que yo sea la única chica que caiga más de diez veces en su mismo error por fin he salido de ese círculo vicioso. Ya sé, ye he reconstruido mi ranking, el ranking de mi vida. Y aunque me negué demasiado a sacerte del primer puesto ahora vas a la cola de la lista nena. Aunque me cueste mucho salir de los agujeros que aveces yo misma cavo, al final salgo saliendo. Sé muy bien lo que necesito, y no eres tú. Te quise mucho, ahora se puede decir que te tengo cariño. No quise separarme de ti, estuviste en momentos muy importantes, pero hay veces que si no pasas de página, la que tienes se te llena. En realidad yo sólo quiero cosas efímeras, quiero noches inigualables, pero ya no contigo, sino sin ti.

sábado, 30 de abril de 2011

Me estoy hartando de este juego.

Te quise mucho. Siempre conocí cómo jugabas tus cartas, pero no me importaba, porque nunca fueron contra mi. No me gustó nunca tu modo de arreglar las cosas, pero tampoco me importaba, porque para nosotras era todo perfecto. Y ahora, que todo lo que nunca me gustó de ti es lo único que veo, no me hace ni p*** gracia, así hablando mal y rápido. No sé si te gusta jugar así, supongo, ya que es como lo haces. Pero mira, ya está vale. Esque no sé cómo explicarlo, no estoy enfadada, pero me molesta mucho. Yo no te haría nada así. Y por muchas personas que pasaron siempre estuviste ahí, de  las primeras, y tú puede que lo único que hayas estado haciendo es ponerme en peor lugar en tu ranking y cambiarme por la primera que veías. Pero esque, sabes qué es lo peor de todo? Que después veo nuestras fotos y me dan ganas de llorar, porque era todo perfecto. Sí, perfecto con todas las letras. Que han sido muchas cosas, y es cierto, no todas buenas, pero muchas cosas. Y ahora parace que volvemos a uno de nuestros ya habituales agujeros. Pero puede que yo ya me haya cansado de construir la escalera para salir mientras tú te sientas mirando para otro lado. Lo siento mucho, no voy a volver.

viernes, 29 de abril de 2011

Curioso el verbo olvidarse.

Yo me olvido de olvidarte
Tú te olvidas de todo muy rápido
Él se olvida de ella
Nosotras nos olvidamos de olviaros
Vosotros os olvidáis de nosotras
Ellos se olvidan de todo

Somos nosotras las que acabamos sufriendo por los recuerdos, o mejor dicho, las que más sufrimos. Ellos olvidan muy rápido. Podrían decirnos cómo lo hacen. Se nos olvida utilizar la primera persona del singular: YO. Yo me olvido. No, yo no me olvido, de nada. Sólo que aprendo a verlo de forma diferente, paso con el tiempo de las lágrimas de lo que podía haber seguido siendo a las sonrisas de los qué bonito fue. 

NOEXISTESPARAMI. TE HE OLVIDADO. NO ME ACUERDO. NO SIENTO NADA. LE ODIO.
Grandes mentiras.

miércoles, 20 de abril de 2011

Al final siempre es el mismo cuento, al final siempre el final.

¿Eres de los nuestros?
Nosotros somos los que nos pillamos por tres palabras bonitas, los que nos dormimos pensando en aquella vez que..., los que soñamos despiertos con cosas que no nos pasan, los que te han perdonado antes de que les pidas perdón, los que no te lo piden; pero se mueren por tu sonrisa. Somos nosotros los que te ayudan incondicionalmente , somos los que nos llevamos las patadas de todos y no lloramos, somos los que te dan la espalda para que no veas que estamos sonriendo, somos los que sabemos que vamos a perder, pero ahí estamos luchando. Los que nunca reciben lo que merecen, somos nosotros.
Somos los que por cada derrota nos prometemos mejorar, los que nos decimos:''nunca más'' pero siempre hay otra más. Somos los que nos hemos prometido no volver a caer en el mismo fallo. Somos los que no tienen solución, somos los que ponemos el hombro para que llores, pero nadie nos pone su hombro. Somos los incomprendidos, bienvenido.


Esta vez soy yo el que va perdiendo, no conviene sufrir más.

Yo lo habría dado todo.

Sé cómo eres, eres el típico enamoradizo, al que no le pasan demasiadas cosas, pero cuando le pasan, se come la cabeza. Sé que serías un buen novio, pero un buen amigo. Lo que te pasa esque esto te ha superado, y has elegido el camino fácil: hacer que te odie para olvidarte de todo. ¿En serio crees que te va a dar resultado? Te seré sincera, me enfadé mucho cuando me hablaste así, pero ahora hasta lo comprendo. Eres complicado, pero no te culpo. Sé que tarde o temprano el tiempo nos pondrá en nuestro sitio, y si tiene que pasarnos algo, nos pasará.
 Pero después de lo que nos pasó, que para nada fue casualidad, pensé que podríamos llevarnos bien, ya no digo ser algo más, digo sólo llevarnos bien, pero es algo que no va con nosotros, no teemos un término medio; o muy bien, o muy mal.
 Lo que más me jode esque creo que soy la única a la que le preocupa un poco esto...

viernes, 15 de abril de 2011

Te voy a dar un pin.

Por ser el más macho de tu grupito. Pero aún te quedan muchas cosas más por hacer, eh? Sí sí, pero conmigo no cuentes. Esta historia nunca tuvo futuro.Y además, no es una historia fácil de asimilar, y mucho menos si estás dentro. Es rara, tan rara como tú. Lo que podía haber sido algo estúpidamente perfecto ha sido como una pesadilla, enhorabuena. Y gracias, porque es muy fácil odiarte.

Puede que tengas razón.

Puede que yo sea patética, pero si yo soy patética tú eres un cabrón con todas las letras, en mayúsculas y con tilde. Que no te puedo odiar, aunque me lo pidas, pero asco no te preocupes que ya te tengo. Sí, te odio por esto, porque esto no se hace joder. En serio, no sé ni cómo se me pudo pasar por la cabeza nada. Nunca. Nunca. Ahora me arrepiento y mucho. No me quedan palabras porque todo esto me ha dejado sin palabras. Adiós me dices, sí, adiós. Odio tu estúpida manía de ser el más guay de todos. Odio lo que me has hecho, y a ver como te las apañas para arreglarlo, eso sí quiere arreglarlo, porque ya te digo yo que fácil no va a ser. Olvídate de mí, pero tú a mí. Porque yo a ti te odiaría, pero el odio es un sentimiento y yo por ti no siento nada. Te odio, te odio, te odio... ¿y lo peor? Yo sí que soy la de esa noche, de sobra sé que tú no. Y eso es lo que peor me sienta, que yo voy dos semanas por detrás de ti. Voy retrasada. Yo me he quedado colgada de esa noche y tú has preferido pasar de mí como de la mierda. Pues muy bien. En serio, por ti hasta me he replanteado cosas que tenia muy claras. Pero sé que no mereces la pena, 0. Pero eso sí, enhorabuena, finges de maravilla, te felicito, espero que estés orgulloso de ser el más cabrón de tu grupo. Ellos, ''tus amigos'' te van a aplaudir, pues recuerda esos aplausos. Lo vas a necesitar.

lunes, 11 de abril de 2011

Una semana después...

Odio no tener razón, peor esque siempre me empeño en aplicar mi mundo de color de rosa a la realidad y luego pasa lo que pasa, otra vez más, espero demasaido. He esperado el momento adecuado, pero me da que ya es tarde. Tenían razón, todo esto pasaría en una semana... ¿Dónde está el chaval del que me quedé colgada? No pensé que se olvidaría tan rápido. Por desgracia, soy del tipo de chica que le da demasiadas vueltas a las cosas, pero la semana pasada no era raro, él estaba como yo. ¿Y ahora? Ahora qué? Si esta es tu estrategia de tío duro para que se me caiga la baba, mal vamos. No quiero que pases de mí, me muero de ganas de hablar contigo, ¿esque no te has dado cuenta? Esto es un secreto a gritos. Y yo soy la que se pone roja, tú eres el que vuelve la cara.

martes, 5 de abril de 2011

Dicen que en una semana se habrá pasado todo.

Dicen que espere, que en nada de tiempo se nos habrá olvidado a los dos. Yo sigo sintiendo lo mismo y sé que él también, pero también sé que no durará eternamente.

Dicen que en seguida, eso se habrá convertido en algo que pudo haber sido y no fue, pero yo no quiero. Yo quiero descubrir qué hay detrás, me pica la curiosidad.

Dicen que lo saben, dicen que saben lo que pasó, pero no tienen una leve idea.
Dicen que es fácil, que ellas lo tienen más difícil, y yo les digo: si es tan fácil, dime ¿qué hago?

domingo, 3 de abril de 2011

Se me escapó de las manos.

Él era guapo, mucho, aunque nunca me paré a pensarlo. Él siempre fue estúpido, engreido, egocéntrico. Siempre nos llevamos mal, aunque bien de algún modo. Siempre creyéndonos mejor uno que el otro. Nunca nos paramos a pensar, siempre nos estuvimos riendo. Nos lo pasabamos bien, a nuestro manera, la gente llegó a pensar que nos odiábamos o algo por el estilo. Aunque siempre hubo algo más allá, algo que ni él ni yo vimos nunca... hasta hace dos días. Hay que ver cómo cambian las cosas según las circunstancias. Algo inimaginable, increíble, fantástico. De esas cosas que cuentas y nadie se cree y no entienden. Dicen que lo verdadero de las personas sale cuando estás mucho tiempo con ellas, y qué mejor ejemplo que vivir con ellos 3 días. Tres días. Ahora sé que lo mejor que tengo está a mi alrededor, no hace falta ir a buscar a ninguna parte. Hay algo en mí, algo que me produce escalofríos cuando recuerdo tu mano acariciandome la cara. Algo que me hace aún creer que no ha pasado, que ha sido un sueño; pero no hay nada mejor que darte cuenta que lo que has creido un sueño, ha sido una realidad. Ahora me queda por saber ¿Qué pasa ahora?

domingo, 6 de marzo de 2011

¿Cómo entender al mundo cuando no te entiendes ni tú?

Pues no sé, sólo que no hay cosa peor que las terceras personas, que los ''me han dicho que...'', que odio que siempre tenga que haber alguien en medio, y que no me salen bien las cosas.

viernes, 4 de marzo de 2011

Mucho ruido y pocas nueces.

Odio a la gente que mucho habla y luego nada de nada, y por desgracia no con pocas las personas que hay a mi alrededor así. También las puedes llamar hipócritas, de esas que dicen lo que sea total de quedar bien. Esas personas... ¿quiénes son? Quiero decir, nunca se sabe que piensan, sólo sabemos que les importan más las apariencias que cualquier otra cosa. No, yo no me llevo bien con todo el mundo, porque digo lo que pienso, yo no soy capaz de sonreirte para caerte bien, va en contra de mis principios. Tampoco quiero que me pongas un comentario en el tuenti poniéndome lo muchíiiiiiiiisimo que me quieres, porque por privados no me pones verde, me pones del arcoiris entero. Por eso, sé muy bien como son las personas y aprecio mucho la sinceridad, siempre. Por no saber, no sabemos si ni siquiera son alguien.

Aló, aló, aló, hay alguien ahí?
Devoción - Shakira.

¿Esto es así... o soy yo?

Hoy tus ojos no tienen color, y la única foto tuya se me rompió; pero en el recuerdo que aún me queda de ti, se vuelven azules. Empiezo a pensar que era verdad lo que dijiste un segundo antes de marchar. Y aunque en realidad yo no lo he pasado bien, te sigo esperando y yo hoy camino por el agua que un día convertiste en vino enseñándome el camino.
No, no lo he pasado nada bien, tu recuerdo siempre ha estado ahí. Sé que ha pasado mucho tiempo, me siento extraña pensando en ti otra vez, pero esta canción me recordó a ti. Lo he pasado mal, sí, MAL. Y ahora que todo parece ir bien, no sé que c*** hago pensando en ti. Me acuerdo de lo que me dijiste antes de ''marchar'': El verano se ha acabado.  Y he pasado muchos meses pensando , o más bien soñando en lo que sería el verano que viene, y lo veo tan lejano todo... el sufrimiento, la envidia, las lágrimas... Pero han estado ahí muy presentes y sí que puedo decir que a ti te he querido como no he querido a nadie más. Ha habido más en el sendero que yo elegí de la bifurcación de nuestro camino, pero ninguno como tú. Ahora parece que sí, y cuando parece que va a ir bien, irá mal, pero hoy quiero creer y confiar de que lo voy a conseguir: PUEDO y además QUIERO.
 Y lo que han sido pocos pero lentos meses después de ti, me alegro de no haberte visto desde entonces, lo ha hecho mucho más fácil. Y puedo decir que me acuerdo de lo feliz que he sido contigo, de tus estados, y de tus sonrisas sobre todo. Me llenaste mucho tanto que recordarte me hace un agujerín. Pero también recuerdo lo malo, aunque no sea tanto como lo bueno, y también que no fue todo lo bueno que podía haber sido.
Melendi - Pérdoname ángel.

miércoles, 2 de marzo de 2011

¿Qué es ese algo?

La verdad esque el día que te conocí, no estaba pensando en ti, estuve ''ocupada'' por decirlo de otra manera. Pero después de eso, hablamos y algo había en ti y ya no estoy hablando de tus ojos verdes. Hubo algo que me hizo pensar en ti de esa forma que hacía tiempo que no pensaba. Algo que me ha hecho pensar en ti. Algo que me hizo querer volverte a ver el fin de semana que viene. No sé, pero cuanto más te conozco, más me gustaría estar cerca de mi. Sé que es muy difícil, pero creo que estas cosas no se consiguen del día a la mañana. Creo que te he visto cuatro veces contadas, la primera, el día que te conocí, que me hizo suponer ese algo; el segundo, cuando me sonreiste así a la vez que decías mi nombre; le tercera, en el mismo sitio que la segunda, donde quedó muy claro tu sentido del humor y la cuarta en la que me he enamorado perdidamente de ti. Y después de eso, me contaron lo que pensabas de mí, puede que no signifique nada, o tal vez sí, pero quiero descubrirlo. Te quiero a ti conmigo y a tu algo.
Dime qué tienes, qué es ese algo, ¿qué es lo que tienes tú?

 Cada fin de semana pregunto si vas, si te veré otro día más y tendré otra oportunidad de sentir ese algo en mi tripa, ese cosquilleo, o tendré una oprtunidad. Creo que podría conseguirlo.

Vamos a hablar.

Vamos a hablar de palabras sin sentido, de contrarios, y de lo que pudo haber sido y no fue, y de lo que tú podrías haber sido y a dónde podrías haber llegado. Vamos a discutir de preguntas sin respuesta como el sentido de la vida, o el porqué de las nubes. Vamos a saltar tan alto, o desde tan alto, que las nubes serán nuestro suelo. Vamos a volar más allá del viento. Vamos a hacer cosas insignificantes, que se conviertan en algo grande. Vamos a estirarnos para llegar a darle la mano al que está al borde del precipicio, por no decir que ya está cayendo. Vamos a escuchar lo que nos dicen hoy, para ver si no e slo mismo que decían ayer. Vamos a crear un universo paralelo, no para lelos, sin aparte del resto de lelos del mundo. Vamos a correr por los bosques más bonitos, y vamos a sentirnos insignificantes, vamos a VIVIR, o algo por el estilo.

martes, 25 de enero de 2011

Sunday morning rain is falling.

Soy un intento de fotógrafa.

Esto es lo que se ve desde la ventana de mi habitación cada domingo por la mañana. Que no sé cómo ni porqué me hace replantearme mi vida una vez a la semana, y lo cierto esque pienso en todo. Por lo general no saco nada en claro, sólo que ya conozco a las personas. Que todo el mundo acaabará teniendo lo que se merece y que pedimos más de lo que siquiera queremos. Y luego también están esas canciones que te levantan o te hunden, esas que parece que han sido escritas con hechos de tu vida. Y a mi ultimamente me representa esta. Parece que me han estado siguiendo y han escrito mi vida. Mi vida ultimamente. Porque yo también me cansé de quererte, y de la bronca del domingo, de vivir a la sombra siempre de ese qué pude haber sido y porque yo también después de disimular, me partí por la mitad.

Necesito escribir.

De esa clase de cosas que no puedo escribir en el tablón de mi tuenti, de cómo me sentí cuando me dijiste exactamente esas palabras, de cómo saltaba por mi habitación cuando veía un mensaje tuyo, de lo tonta que he sido, de quiénes están ahí, de los que se preocupan, de que me gustaría conocerte más, de que las cosas que me dejan con cara de tonta, de lo que te quiero, de lo que te quise, de lo que voy a querer al próximo que venga, de cómo he aprendido, de que echo de menos lo que menos pensarías, de que los pequeños detalles marcan la diferencia, de lo que sentí cuando abrí los ojos, de las cosas que me pasan, de que me encantaría que me echaras de menos, de mis sueños, de lo que he soñado, de que sé lo que piensas si me miras, de que lo que tengo es oro, de que me he enamorado de todas las personas que tengo alrededor, de lo maravillosa que es la sonrisa del que me vende el periodico todos los días, de como entra el Sol por mi ventana los domingo por la mañana, de cuánto odio la lluvia, de mis preguntas sin respuesta, de lo que pienso cuando escribo lo contrario, de que hay canciones que parece que son para mi, de que no podría imaginarme me vida sin ti, y de hecho no sé cómo estoy viviendo, de que no sé cómo llegamos a ese extremo, de cuando me partiste el corazón, te lo llevaste y lo tiraste, de lo que sentí cuando me miraste de aquella forma esa noche, de cuando eramos uno, de que no he vuelto a ser yo, de que jamás me imaginé algo cómo esto, de que no aguanto a la gente, de que vivo sin vivir en mi, de que a veces me gustaría irme corriendo y no volver nunca a mirar atrás, de que odio mentir, de lo que me molesta no poder hacer el mal a nadie ni aunque quiera, de que nunca se tiene lo que se merece, de que ojalá todo fuera como antes, de que aún me acuerdo de ti, de que nunca me he olvidado de nadie, de lo que pienso cuando estoy completamente ausente, de que estas cosas no deberían pasarme a mi, de que hay cosas que nunca cambian, pero otras sí, de que después de todo siento lo mismo que el primer día de septiembre, de que odio tanto el invierno que no lo aguanto más, de que espero tanto las cosas que cuando me doy cuenta ya han pasado, de que pasaré otro S.Valentín sola para variar, de que cuando parece que no puede ir a peor, va a peor, de que necesito a mucha gente, de las semanas son eternas, de que por mi estaría todo el día de fiesta, de que a veces siento que no soy nadie, de que en el fondo soy una más, de la sonrisa de tonta que se me queda cuando me llamas, de lo que me encanta que me llamen por mi nombre, de que soy feliz con la cosa más estúpida, de que a pesar de todo siempre me siento bien, de que soy bastante predecible, de que me encanta ser muy dificil, de que me encanta que no me conozcas, de que me moriría si me hablaras por el chat, de que mi vida es perfecta porque aunque como a todos me pasen cosas malas tengo a gente que de verdad lo vale y que como yo, no merece nada de lo que le pasa.

lunes, 3 de enero de 2011

No sé lo que siento.

Veréis, hace muy poco, conocí a un chico que dice haberme visto antes y que tiene ganas de conocerm, hablamos bastante por el chat y mañana voy a quedar con él, lo que sé de él me gusta pero no sé, desde que me ha dicho de quedar estoy hipernerviosa, no sé qué significa, si me voy a pillar por él, si la tarde me será eterna, no sé, no sé :O!

sábado, 1 de enero de 2011

2011.

ME ENCANTA EMPEZAR AÑO :D.
Siempre empiezo con doce propósotos y la completa convicción de que todos se van a cumplir, y eso me hace muy feliz. Me gusta este año, dos mil once, me encanta como suena , ¿A vosotros no?
FELIZ 2011!